5 tips para elegir las fuentes para jardín ideales

2018-12-19

En esta apretada ciudad, si tu casa cuenta con jardín, ya tienes mucha suerte. Convierte este espacio exterior, en tu retiro particular, en ese lugar especial en el que puedas desconectarte de la rutina y relajarte en la más estricta intimidad. Lleva un punto focal a tu jardín con una fuente burbujeante. Son fáciles de instalar y una vez que la tengas en funcionamiento, tu jardín se convertirá en un oasis, en el que escuchar los sonidos relajantes del agua que cae gota a gota. En la cultura japonesa, el agua es un elemento indispensable y se considera que su sonido contribuye poderosamente a relajar la mente. 

Antes de todo, piensa en las posibilidades de tu jardín y donde quieres colocar tu fuente.  El espacio de tu jardín no debe de ser limitante para disfrutar de este precioso elemento arquitectónico, se pueden incorporar en espacios pequeños, todo es más estratégico de lo que parece. Pero si cuentas con un espacio grande, le sumarás un carácter más imponente. Lo más recomendable es que la acomodes en una zona pensada para el descanso, es decir, una zona de confort, con muebles que de igual manera inciten a ello. 

¿Quieres convertirla en el centro de tu espacio natural? Esta es la primera decisión, pues, tienes que pensar en el impacto que causará en tu jardín, buscando que el resultado siempre sea armonioso y que no rompa demasiado su estética. 

Recomendamos que te fijes en modelos de fuentes para jardín que no sobrepasen las dimensiones del espacio. Puedes ponerla en el centro o en la parte trasera del patio. Así que decide bien el lugar en el que la vas a colocar. Incluso en una esquina puede quedar muy bien. Cada jardín tiene su lenguaje, escúchalo. No te precipites al escoger el modelo.

Ahora, inclínate por el estilo que mejor se adapte a tu personalidad. Existen muchos estilos desde el clásico románico de piedra hasta el más sofisticado o dulce kitsch. Las fuentes tradicionales, que suelen tener varios pisos, combinan muy bien con los jardines de estilo colonial o rústico. Las fuentes en cascada se insertan mejor en jardines de estilo japonés, mientras que las fuentes cortina, más contemporáneas, se adecuan a los exteriores diseñados con líneas modernas. 

También puedes elegir entre fuentes de pedestal, pared o suelo. Es muy importante que te fijes en el tipo de surtidores o salidas de agua. Como puedes ver, hay un sinfín estilos diseñados para satisfacer todos los gustos. Es más, si te gustan los peces, puedes pensar en tener una fuente acuario, te traerá vida y muy buena energía.

Después de esta breve guía de estilo, debes considerar el tipo de materiales, pueden ser de cemento, de madera, de piedra natural o sintética, entre múltiples opciones. Pero, ante todo, tienen que ser de una calidad excelente; ya que la instalación debe de soportar los cambios de temperatura estacionales y estar preparada para que no se agriete. Huye de los materiales de plástico.

 Aunque si eres lo suficientemente hábil, puedes construirla tú mismo y hacer una fuente con maceteros u otros recipientes. Asimismo, puedes construir una fuente de canales, son fáciles y quedarán geniales en los jardines que estén un poco en pendiente.

Te damos los siguientes consejos para que tu fuente quede perfecta:

1. Determina su fuente de alimentación

Puedes escoger entre solar o eléctrica. Si te decides por la energía solar, te ahorrarás gastos en la factura de la luz. Es una buena opción, sobre todo para los más respetuosos con el medio ambiente. Asegúrate de tener un surtidor de agua y los desagües convenientes.

2. Elige el área para esa fuente de energía

Si usas energía solar, piensa en un lugar que reciba seis o más horas directas de luz solar al día. Los últimos modelos incorporan placas solares que hacen que las fuentes sean totalmente autónomas. Los espacios sombreados resultan ideales y muy agradables sobre todo en verano, si quieres que tu fuente funcione con la luz eléctrica.

3. Busca un lugar nivelado en el suelo

En el caso de que el suelo de tu jardín no esté nivelado, siempre podrás crear uno y colocar tu fuente entre unos adoquines. De esta forma, evitarás que el agua acabe salpicando en donde no quieres. Pero tampoco pongas tu fuente demasiado elevada porque si no le restarás estabilidad. Aunque si te es imposible nivelar el suelo de tu jardín, siempre puedes considerar la opción de colocar una fuente de pared, fabricada en hormigón, quedará igual de impresionante. Así podrás esconder el sistema hidráulico detrás de la pared.

4. ¿Piensas atraer a los pájaros?

Si has contestado que sí, piensa en un modelo de fuente más alto. Sobre todo, para impedir que tus mascotas, en el caso de que las tengas, no les impidan ese agradable baño a las aves. ¿No habías oído nunca que a los pájaros les encanta bañarse? 

La presencia de las golondrinas, los mirlos o los petirrojos anuncian que tu jardín sano y puro. Observarlos te alejará del caos y el ruido de la ciudad. Pero ten en cuenta que tu fuente no esté al lado de un árbol, ya que se ensuciará más rápidamente cuando las hojas comiencen a caer durante el otoño. Recuerda que siempre debes de tener el agua muy limpia, porque si no, estos pequeños animales podrían dejar de venir a tu casa.

5. Coloca los muebles de tu patio cerca de la fuente y prepara todo para relajarte con las vistas y los sonidos del agua. 

Disfruta de su serenidad y de la sensación de frescor y humedad, en especial en los días calurosos. Y es que, con la presencia de una fuente, la temperatura exterior se puede reducir hasta unos 5º grados. Además, una fuente mejorará la calidad del aire, ya que con su humedad lo purificará.

Las fuentes para jardín son una excelente oportunidad para crear el espacio relajante que siempre deseaste, mejoran cualquier ambiente natural y transforman rápidamente su presencia. Las razones para instalar una fuente en tu jardín son muchas, estas figuras arquitectónicas aportarán belleza a la dimensión del paisaje.

Puedes complementar el aspecto de tu fuente, colocando piedras y plantas alrededor o, simplemente, ayudándote de una iluminación correcta que proporcionará un toque de sofisticación frente a lo natural de los otros elementos. No te olvides de combinar siempre la estética y la relajación, todo en partes iguales.

El agua se evapora, así que acuérdate de agregar agua regularmente, manteniéndola libre de desechos para garantizar que todo funcione correctamente. De igual manera, puedes intentar colocar una media sobre la bomba para que permanezca limpia por más tiempo. Así lucirá atractiva y le dará a tu hogar el toque que buscas.

Esperamos haberte convencido con estos fáciles consejos para instalar fuentes para jardín. Se trata de una breve guía que te orientará si estás pensando en colocar una y en embellecer tu jardín. Este será el detalle que tanto buscabas para hacer de tu espacio exterior ese lugar sagrado y mágico, en el que podrás meditar y aislarte de las prisas de la ciudad. En los días de primavera y verano te alegrarás de su presencia y querrás estar más en el jardín que en el interior de tu casa. Sobre todo, porque es maravilloso sentirse conectado con la naturaleza el mayor tiempo posible.