La petunia, una planta perenne

8 marzo, 2017

Tu jardín puede ser un espectáculo de colores abundantes, gracias a las petunias. Estas flores son de la familia Solanaceae. Sus veintitrés especies le permiten tener una gran variedad de colores y formas. Es endémica de Sudamérica, aunque, se puede plantar muy bien en nuestro país. La más cultivada  es la Petunia hybrida, quizá la conoces, pues esta variación tiene franjas en medio de sus pétalos. Seguramente sus llamativas formas y combinaciones adornarán todos los rincones de tu hogar o tu jardín.

Se le conoce como planta perenne porque el tiempo estimado de vida es de uno a dos años, no obstante, debes considerar que no resiste temperaturas bajas. Teniendo eso en mente, ese adorno floral que cultivas para tu jardín podrás presumirlo todo el año con pocas acciones y pequeños detalles en su cuidado que debes tener en cuenta.

Miden entre 15 y 60 centímetros, tiene un tallo robusto del que sus hojas se columpian de manera alterna u opuesta. Los bellos pétalos te recordarán esas formas atrompetadas y fantásticas, de pendúculo ancho y solitario. Su tonalidad púrpura con fragancia suave hará que tu jardín sea de otro mundo. Una característica de los ejemplares en tonalidades crema, amarillo, blanco, bicolor y jaspeadas es que carecen de olor.


El mejor cuidado a las petunias

El suelo para cultivar petunias debe contar con un buen drenaje y ser calcáreo. Cuando la plantes o trasplantes, asegúrate de usar un buen abono que contenga fósforo, potasio y nitrógeno, como el que puedes encontrar en The Home Depot. Pon mucho cuidado en el lugar asignado para ella, pues esta planta necesita estar ubicada donde reciba muchas horas de luz.

El mejor consejo para su mantenimiento es el uso de fertilizantes líquidos cada 10 días durante la temporada de floración. También es muy recomendable el riego suave y frecuente durante la primavera y el verano, y cuando lo hagas, pon atención en que sea por la mañana o por la tarde, nunca en las horas de pleno sol, pues le puede causar daño. No mojes las flores pues se mancharán.

Cuando ya tengan un tamaño suficiente, en su primera floración, pódalas hasta la mitad. Te darás cuenta que lo necesitan porque tendrá brotes cada vez más largos que empezarán a entorpecerse entre ellas. Y no te preocupes, pues se regenerarán en dos semanas (máximo) para volver a crecer frondosas y a florecer como antes.

Encuentra la petunia con el color que más te guste y lista para ser trasplantada o semillas para cultivarlas en tu jardín en The Home Depot.